Afíliate Ahoralogin

Inicie sesión aquí

Diego Ortega de Anglo American: Quellaveco espera tener la licencia de operación entre abril y mayo

El vice­pre­si­dente de Asun­tos Cor­po­ra­ti­vos de Anglo Ame­ri­can Que­lla­veco sos­tiene que una vez la obten­gan empe­za­rán de inme­diato la expor­ta­ción del mine­ral. Des­taca los 29 mil pues­tos de tra­bajo gene­ra­dos en la cons­truc­ción de la mina.

En el año 2011, Anglo Ame­ri­can ini­ció el diá­logo con Moque­gua y sus acto­res prin­ci­pa­les para darle vida a Que­lla­veco, el pro­yecto minero que está a punto de ver la luz y que implica una inver­sión de poco más de US$ 5,000 millo­nes, de los cua­les ya se invir­tie­ron apro­xi­ma­da­mente US$ 4,700 millo­nes.

El diá­logo duró 18 meses y para el año 2012, se firmó el acuerdo social que incluía com­po­nen­tes, frente a las preo­cu­pa­cio­nes ambien­ta­les, agua e ini­cia­ti­vas de desa­rro­llo social.

En el 2018 se aprobó la inver­sión. A par­tir de allí se creó el comité de moni­to­reo, que inte­gran el gober­na­dor, alcal­des pro­vin­cia­les, repre­sen­tan­tes de las comu­ni­da­des y la socie­dad civil. Incluso, están en el equipo repre­sen­tan­tes de la Pre­si­den­cia del Con­sejo de Minis­tros y del Minis­te­rio de Ener­gía y Minas.

Aquí des­taca el moni­to­reo ambien­tal par­ti­ci­pa­tivo, en el que se puede com­pa­rar lo que había antes de la cons­truc­ción de la mina, con lo que existe hoy en día.

¿En qué etapa de las obras se encuen­tran?

De todos los com­po­nen­tes de la mina, tenía­mos las megao­bras como todo lo rela­cio­nado a agua fresca que viene de dos fuen­tes. Una de más de 90 kiló­me­tros de largo, que está a un 92%. Se trata de la presa Viz­ca­chas, que es de 60 millo­nes de metros cúbi­cos. Ser­virá no solo para la ope­ra­ción, sino para otros pla­nes de desa­rro­llo. Ya está ter­mi­nada.

¿Cuál es la otra fuente?

La boca­toma del río Titire, de donde viene el 80% de la ope­ra­ción. Ya está ter­mi­nada.

El agua que usa­rán, ¿ya era usada para agri­cul­tura o con­sumo humano?

Un logro de Que­lla­veco es que el esquema de agua es neto posi­tivo. Es decir, no solo hay agua para la mina, sino que tiene impacto en otros rubros como desa­rro­llo agrí­cola. El agua que usa­re­mos tiene boro y arsé­nico, por­que viene de zona vol­cá­nica, que no es apta para con­sumo humano, ani­mal o agrí­cola.

¿Esa agua será tra­tada por uste­des?

En el acuerdo social del 2012, la mayor preo­cu­pa­ción de la región fue no uti­li­zar agua sub­te­rrá­nea, ni del río Asana. Ante ese pedido se bus­ca­ron alter­na­ti­vas. La represa de agua que vamos a cons­truir se amplió a 60 millo­nes de metros cúbi­cos, con lo cual el 80% se va a com­pen­sar con agua del río con­ta­mi­nado, pero ya tra­tada, agua lim­pia.

¿En qué se usará ese exceso de agua?

Esta presa per­mi­tirá ampliar la fron­tera agrí­cola en casi 2,000 hec­tá­reas, lo que va a gene­rar 5,000 nue­vos pues­tos de tra­bajo. Otro deta­lle es que cons­trui­re­mos un sis­tema de alma­ce­na­miento de agua de 25 millo­nes de metros cúbi­cos que irá a Moque­gua para con­sumo.

¿La planta pro­ce­sa­dora cómo va?

Debe­ría estar lista entre media­dos de mayo y junio, para hacer las prue­bas con mine­ral aden­tro.

¿Y qué sucede con la molienda?

Ten­dre­mos dos moli­nos, uno ya está en comi­sio­na­miento. En teo­ría ya está, y espe­ra­mos que las prue­bas nos den algu­nos correc­ti­vos.

¿La línea de ener­gía?

Ya está lista. Otro hito de este pro­yecto es que empieza a ope­rar con ener­gía reno­va­ble. En el caso del puerto esta­mos en el mismo nivel.

¿Por dónde sal­drá el mine­ral?

En Ilo hay un puerto que es de pro­pie­dad de Engie, donde tenían una planta que están ahora desar­mando. Allí pudi­mos cons­truir nues­tra faja, la zona de alma­cén, zona de carga y nues­tras ofi­ci­nas. Sere­mos la única minera que sacará su mine­ral por allí.

¿Cómo será enton­ces el tras­lado del mine­ral hacia el puerto?

Son apro­xi­ma­da­mente 132 kiló­me­tros entre la mina y el puerto. Para empe­zar, siem­pre el sis­tema de tras­lado se defi­nió a tra­vés del uso de camio­nes, y siem­pre fue la misma ruta. Este com­po­nente fue acep­tado por la mesa de diá­logo del 2012. A ello hay que sumarle que hay un estu­dio de impacto ambien­tal, y hay estu­dios de den­si­dad que nos dicen que esta carre­tera no lle­gará a los lími­tes máxi­mos per­mi­ti­dos.

¿Cuán­tos camio­nes pasa­rán?

Son 56 camio­nes que pasa­rán por allí. Hemos pen­sado que no gene­ren impacto por los hora­rios, por ejem­plo. En los últi­mos meses se ha eva­luado la ruta con las auto­ri­da­des.

Son 56 camio­nes que pasa­rán por allí. Hemos pen­sado que no gene­ren impacto por los

Tres cuar­tas par­tes de la vía ya exis­tían y el resto lo hici­mos noso­tros. Esta es una vía 100% asfal­tada.

¿Cuál es la zona de influen­cia y cuán­tas comu­ni­da­des están invo­lu­cra­das?

Todo el pro­ceso y toda la ope­ra­ción de Que­lla­veco están den­tro de la región de Moque­gua. Moque­gua tiene tres pro­vin­cias. La mina está en Maris­cal Nieto y sale hacia el puerto en la pro­vin­cia de Ilo. Ope­ra­mos, enton­ces, en dos pro­vin­cias, pero nues­tro com­pro­miso social del 2012 fue con toda la región.

¿Y qué sig­ni­fica ese com­pro­miso?

Incluye el fondo de desa­rro­llo, pro­gra­mas de capa­ci­ta­ción e ini­cia­ti­vas socia­les que inclu­yen las tres pro­vin­cias.

¿Pero cuál es la zona de influen­cia directa?

El dis­trito de Torata, donde está la mina. En la ruta del con­cen­trado, pasa­mos tam­bién por Chen Chen y San Anto­nio para luego lle­gar al puerto de Ilo. En gene­ral, la ope­ra­ción invo­lu­cra de 6 a 7 dis­tri­tos.

¿Cuál es la rela­ción con ellos, es homo­gé­nea?

Más allá de las inte­rac­cio­nes con las dis­tin­tas comu­ni­da­des y dis­tri­tos, hay una pla­ta­forma que ayuda. Tene­mos un comité de moni­to­reo que hace segui­miento a los acuer­dos, el cual se creó en el 2012. Pode­mos haber desa­rro­llado un modelo de nego­cio para sacar ade­lante Que­llaveco, pero se debie­ron agre­gar nue­vos com­po­nen­tes ante la preo­cu­pa­ción de la pobla­ción en temas como el agua. Todos estos com­po­nen­tes sig­ni­fi­ca­ron un incre­mento en el capex del pro­yecto de más de US$ 400 millo­nes. Fuera de todos los mode­los fue una inver­sión en con­fianza.

Fuente: Suplemento Minera

X

X

X

Ingrese sus datos aquí

X

Recuperar Contraseña

X

Recuperar Contraseña

Si tiene problemas para recuperar su contraseña contáctese con el Área de Servicio al Asociado al teléfono 313-4160 anexo 276 o al correo asociados@iimp.org.pe

X

Ha ocurrido un error al iniciar sesión

Si tiene problemas para recuperar su contraseña contáctese con el Área de Servicio al Asociado al teléfono 313-4160 anexo 276 o al correo asociados@iimp.org.pe

X

Ingrese sus datos y nos pondremos en
contacto para poder completar su compra

X